GonDopazo

GonDopazo en Lexfiction 15 de Diciembre de 2017

Lo que hubiese dado por haber tenido al señor Keating como mi profesor

"La sociedad de los poetas muertos" es una película de culto que muchos recordarán por los mensajes de vida que nos dejó ese increíble film. Entre lo más destacado que se puede apreciar en esa película es la estupenda actuación de Robin Williams como el maestro Keating cuyo rol es el eje que mantiene la cinta en una larga cadena de mensajes que uno puede adaptar para su propia vida.

Al ver la interpretación de este gran actor como el profesor Keating no dejo de pensar lo grandioso y fabuloso que hubiese sido, haberlo tenido como docente en la vida real. Puesto que sus metodos de enseñanza iba mas allá de lo que cualquier libro educativo nos pueda enseñar. Lo que ese profesor le enseñaba a sus alumnos en la cinta, no era citar el poema perfecto, ni aprender a rimar con elegancia, ni siquiera ser un poeta. Lo que el buscaba era que sus pupilos saboreen la esencia y el mensaje que ofrecía un determinado poema. Pero mas que nada su objetivo era que sus alumnos piensen por sí mismos, no sigan un simple párrafo en un libreto, o comprender las reglas de un determinado procedimiento. Su mas preciado mensaje es el transmitir que la vida es una sola y por mas que no lo queramos aceptar, terminaremos siendo pastos de los gusanos. Por esta razón, no había que perder el tiempo obedeciendo ordenes que nos impone el sistema. La importancia de transmitir el deseo de disfrutar cada segundo de nuestras vidas y utilizarlo para centrarnos en lo que mas nos apasiona.

 Se perfectamente que es una ficción y que el maestro Keating no existió, pero el espíritu de esa increíble mente la podemos usar como aprendizaje. Si tan solo cada escuela tendría un profesor así en la vida real, disfrutaríamos cada instante de aprender, pero sobre todo a pensar y no pensar para resolver un problema matemático, sino a pensar por nosotros mismos y desarrollar nuestra propia personalidad que nos servirá para el resto de nuestra vida. Dicho todo esto, para los que aun no hayan podido ver esta película, les recomiendo absolutamente que la vean y se tomen su tiempo para apreciar el magnífico mensaje que acabo de intentar describir a través de mi humilde interpretación.

Por eso aunque no existas yo te dedico esta nota Profesor Keating, gracias por enseñarnos esta gran lección de vida. Como sus alumnos lo han dicho en el film OH CAPITÁN MI CAPITÁN!

En honor a Robin Williams, que en paz descanses.

Por Gonzalo Dopazo

¡COMENZÁ A ESCRIBIR AHORA!

Todos pueden formar parte de Verum. Creá tu cuenta y comenzá a compartir tus opiniones.

Comenzar
ARTÍCULOS RELACIONADOS
COMENTAR
  • No hay comentarios aún...