GonDopazo

GonDopazo en Lexfiction 19 de Febrero de 2018

Porque la GENERACIÓN del milenio es mas propensa a la frustración

Dedico este artículo al escritor Simón Sinek, ya que su sabiduría y argumentos me inspiraron a escribir esta redacción.

Te has preguntado alguna vez, porque la generación de ahora se frustra con más facilidad. Ya sea por no conseguir trabajo, pelearse con su pareja o reprobar una simple materia de la universidad. La respuesta es muy simple, guiándonos por los argumentos del Sr Sinek, la generación de ahora está muy reprimida por culpa de las redes y aplicaciones tecnológicas con las que contamos día a día. La explicación se basa en que por culpa de tanto avance tecnológico, la gente de ahora, está acostumbrada a tener y recibir todo rápido. Ya sea al poner un comentario en facebook y en cuestión de minutos recibir unos cuantos me gusta, oh bien con las aplicaciones de búsqueda de parejas como tinder o happn, que con tan solo deslizar un dedo ya te encuentra una posible pareja.

Resultado de imagen para generacion millennials

Lo que dice el Sr Sinek, el cual recomiendo mucho que vean sus videos para que entiendan mejor el concepto, es que la generación de ahora se malacostumbró a tener todo en cuestión de minutos. Lo que nos convierte, en una generación mucho más narcisista e impaciente. Voy a ponérselos, con un ejemplo: Supongamos que quieres una hamburguesa casera bien completa. Acaso hay un botón en una aplicación o en una red que te da la hamburguesa en el momento. Pues no, al menos no por ahora. Requiere que compres el pan, la carne, la lechuga, el queso y el tomate y después lo pongas en una parrilla, vigilar la carne, darla vuelta y después ensamblar la hamburguesa. Todo ese tiempo, para la generación de ahora representa mucho y lo que hace es frustrarla y que se compre una simple hamburguesa de McDonald’s. En la generación anterior al milenio, que sería de 1984 hacia atrás, la gente no contaba con la tecnología de ahora y por ende tenía que trabajar más. Pero no se frustraba con facilidad, porque lograr las cosas requerían su tiempo y eran consientes de ellos. Piensen que antes no existía el internet ni Google. Por lo cual si alguien quería encontrar información, sabía que tenía que ir hasta una biblioteca, buscar y rebuscar entre libros, hasta hallar lo que deseaba. Hoy en día queremos buscar el significado de una palabra y no necesitamos dar vueltas varias hojas de un diccionario, tan solo ponemos en Wikipedía la palabra que queremos y en segundos, pufff, ahí tienes el significado de la palabra. Casi por arte de magia. Nos acostumbramos a tener todo de la manera más rápida, eficiente y sin demasiado esfuerzo, que provocó que relacionemos todo con lo que nos pasa en la vida. Buscamos causar un constante impacto a través de las redes. Hoy en día una persona se preocupa más por captar la foto de él en un gran paisaje, que tomarse el tiempo de presenciar el paisaje en sí. Simplemente es más importante mostrar el momento que disfrutarlo. Poniéndoles otro ejemplo: Supónganse que una persona, tiene una pareja, al día siguiente ellos cortan y ambos se sienten lastimados y con una enorme melancolía. Quieren que se termine el dolor rápidamente, cuando todos sabemos que las heridas emocionales tardan en cicatrizar. Lamentablemente al estar en un mundo donde todo lo que queremos lo conseguimos casi en un instante, pensamos que ese tiempo es interminable, por eso tendemos a frustrarnos con mucha facilidad. En un mundo donde lo tienes todo servido en bandeja de plata con estas redes que nos hacen creer que compartir todos nuestros momentos, nos hacen felices, logran que se nos cree un estado de conformidad constante. Por esa razón no soportamos el dolor emocional con tanta facilidad, o la búsqueda larga por conseguir trabajo. Porque se nos incorporó a todos la idea que con apretar un botón tenemos todo lo que queremos, y lamentablemente no es así. Es el mensaje que nos quiere dejar la película “Eterno resplandor de una mente sin recuerdos”. Una pareja rompe su relación después de 2 años y para no sufrir más deciden someterse a un borrado de memoria sobre la persona con la que rompió, de esa manera obtienen una solución fácil y rápida sin aprender nada de lo que vivieron en su relación, porque simplemente fue borrado como una aplicación en un Smartphone. Con el hecho de no sufrir borramos recuerdos y no nos tomamos nuestro tiempo para sanar las heridas por nuestros propios métodos, no, tenemos que recurrir a otro aparato para facilitarnos las cosas. Piensen por ejemplo, en este mismo artículo que estoy escribiendo. ¿Acaso corregí palabra por palabra por si había un error?, lamentablemente cuento con un corrector automático que me corrige todo al instante. Hasta yo mismo admito estar sometido a estas soluciones inmediatas que nos provee la generación de ahora.

Por eso recuerden bien esto, a todos los que lean este artículo, si es difícil y lleva su tiempo, es porque vale la pena hacerlo. Casi nada que es fácil y al instante, lo disfrutamos de la misma manera que algo por lo que pusimos nuestro esfuerzo por alcanzarlo. ¿Si compras un título universitario, te sentirás de la misma forma que haber trabajado durante 5 largos años para conseguirlo? Pues no necesito responderles eso, la respuesta es más que obvia.

Por Gonzalo Dopazo

¡COMENZÁ A ESCRIBIR AHORA!

Todos pueden formar parte de Verum. Creá tu cuenta y comenzá a compartir tus opiniones.

Comenzar
ARTÍCULOS RELACIONADOS
COMENTAR
  • No hay comentarios aún...